El CALAMAR tiene cuerpo alargado y cilíndrico
con una concha interna, el gladius, aletas
triangulares que ocupan dos tercios del
cuerpo, ocho brazos con líneas de ventosas y
dos tentáculos no retráctiles que utiliza para
capturar sus presas. Tiene color rosa rojizo con
manchas marrones en la zona dorsal.
Habita en el Atlántico Nordeste y Mar Mediterráneo
entre los 20 y 250 m de profundidad.
Se alimenta de preferencia de peces y crustáceos.
Se reproduce entre octubre-febrero y abril-junio,
épocas en las que se concentra en aguas
más costeras.
Se pesca con arrastre y redes de enmalle.

Los calamares tienen una capacidad
de movilidad casi única, mediante una
técnica de propulsión a chorro, en la que el
agua es absorbida hacia dentro de la cavidad
del manto y expelida a alta presión a través
de un embudo estrecho, pudiendo el chorro
ser apuntado hacia todas las direcciones.


Peso mínimo legal de captura:
10 cm